Elegir una puerta segura

elegir puerta entrada

Cómo elegir una puerta segura para tu hogar

Como cerrajeros en Madrid, sabemos que los robos están a la orden del día y cada vez nos sentimos más desprotegidos. Si a esto le sumamos que durante el verano pasamos muchos días fuera de nuestras viviendas, la intranquilidad aumenta. Los ladrones aprovechan nuestras ausencias para invadir las viviendas y robarlas. Según las estadísticas de la policía, durante los meses de verano los robos aumentan hasta un 30 por ciento. Por eso todas las medidas para mejorar la seguridad de nuestro hogar son pocas. En este post te vamos a dar algunos consejos para aumentar tu protección. La puerta principal de la vivienda es clave para evitar los robos así que vamos a ofrecerte algunos consejos para que elijas una puerta segura.

Los chalés o casas adosadas son más susceptibles de ser asaltadas que los pisos en edificios, pero en cualquier caso hay que tomar precauciones.

llama cerrajeros madrid

Consejos para elegir tu puerta

  • Cuando se vaya a escoger la puerta es conveniente elegir un modelo con control de copia, para que no se pueda reproducir la llave con facilidad.
  • Si tiene dudas entre elegir una puerta blindada o una acorazada no lo piense más. Los expertos siempre recomiendan instalar una puerta acorazada. Estas puertas tienen una estructura integral de acero y una cerradura multipunto. La puerta debe cumplir la normativa UNE-EN 1627:2011 en grado 3, 4 ó 5. Las puertas blindadas cuentan con una estructura de madera con refuerzos metálicos, por lo que no aporta la seguridad que deseamos. La puerta acorazada además suele tener una cerradura con tres puntos de seguridad y bisagras soldadas a la puerta. Por eso, la puerta acorazada es mucho más segura que la blindada.
  • Te recomendamos que antes de comprar una puerta para tu vivienda compares y revises los precios. Estos pueden variar mucho, dependiendo de su grado de seguridad. Las puertas más baratas y económicas son las blindadas cuyo precio rondaría los 300-400 euros. Los precios de las acorazadas ascienden a 750-800 euros. Dentro de las acorazadas, según el grado de protección así será su coste, en ocasiones se puede hasta duplicar.
  • La cerradura de la puerta es fundamental para aportar una mayor seguridad. Los expertos aconsejan por puertas con cerraduras independientes, que no estén unidas en una barra de pestillos. De esta forma, si los ladrones consiguen apalancar uno de los puntos, el resto permanecerá estable, dificultando la apertura. En las cerraduras antiguas y básicas todos los cilindros corren a la vez, lo que las hace más susceptibles de ser asaltadas.
  • Los profesionales también consideran interesante instalar una mirilla digital para aumentar la seguridad de nuestra puerta. Estas mirillas hacen que desde el interior se pueda ver más espacio que una mirilla tradicional.
  • Hay personas que por motivos estéticos quieren mantener su puerta actual pero desean reforzar su seguridad. En estos casos, recomendamos un blindado de la puerta. Se coloca una plancha de acero en el frente y se instala una cerradura multianclaje y un cerco metálico.
  • En ocasiones no sirve de nada comprar una puerta principal de alta seguridad si no mejoramos la protección en las ventanas.
  • La puerta siempre debe ser instalada por profesionales. Su seguridad dependerá de la buena instalación. Un correcto montaje de la puerta elegida es fundamental para garantizar su seguridad. Tampoco sirve de nada adquirir una buena puerta si luego no se instala correctamente.
  • Las puertas se clasifican en grados, dependiendo de la normativa europea que cumplan en lo que a seguridad se refiere. Es importante que elijamos una puerta según las normativas en vigor UNE-EN 1627:2011 o UNE 85160:2013, la más actual. Para viviendas independientes como chalés recomendamos instalar una puerta de esta última normativa del tipo grado 5C. Estas puertas quizá no bajan de los 3.000 euro.

Más consejos